10 Consejos para encontrar trabajo más rápido

Tags:

Encontrar trabajo no es sencillo, eso es innegable. Y menos aún en medio del contexto en el que nos encontramos; donde si bien la economía está mejorando aceleradamente, aún queda mucho por hacer en el campo laboral. El desempleo todavía es propio de la ciencia ficción y, como era de esperar, quienes más lo están viviendo son quienes se han visto en la calle ya entrados los 40 e incluso los 50. Para ellos, y también para quienes estén activamente buscando empleo, va el post de hoy. Vamos a ver cómo encontrar trabajo de una manera más sencilla y rápida a lo largo de 10 consejos basados en la experiencia.

Consejos para encontrar trabajo más rápido

  • ¿Qué aspiraciones tenéis?

    Es triste que este tenga que ser el primer punto, pero la realidad del mercado así obliga. Tenéis que tener en cuenta que los tiempo de bonanza pasaron, por lo que las compañías ya no contratan tan alegremente como antes y las condiciones han tendido a empeorar de manera generalizada. Con esto quiero deciros que las posibilidades de que encontréis un empleo bien remunerado y estable, como antes sí podían verse, es más compleja. De ahí que debáis saber que cuanto más alto aspiréis más difícil lo tendréis (a no ser, claro está, que tengáis los contactos necesarios. En cuyo caso me parece que no estaríais leyendo estas líneas). ¿Estáis dispuestos a bajar de escalafón con tal de encontrar empleo? No digo que debáis hacerlo, pues cada caso es un mundo; pero al menos deberíais planteároslo si estáis teniendo problemas para encontrar ese puesto que buscáis con tanto ahínco.

  • Siempre hay sitios donde buscan trabajadores

    La percepción generalizada es que las empresas no están buscando empleados, pero la realidad dista mucho de ello. De hecho, a poco que os mováis por las grandes zonas comerciales de las ciudades veréis que para los trabajos de base siempre están necesitando candidatos. Y si no os lo creéis echad un vistazo a los artículos donde comentamos cómo trabajar en Primark, Lidl, Mercadona, Burger King o mismamente McDonalds.

    Obviamente este tipo empleos, que también se entremezclan con los convencionales de dependienta/e y camarero/a, no son los más adecuados par quienes vienen del mundo de la dirección y buscan no cambiar de aires. Pero si lo que necesitáis es engancharos nuevamente al mercado laboral, sea porque necesitéis los ingresos o porque no os guste estar generando huecos en el currículum, sí es viable. De hecho en algunas de las empresas que os menciono arriba las condiciones laborales no son nada malas, la verdad.

  • Más que la edad, lo que importa es la actitud

    ¿Os habéis quedado desempleados con 50 años y os sentís fuera del mercado? Pues os diré que no, que no hay necesidad de que así sea. Por lo general las empresas lo que buscan es conocimiento y compromiso por parte de los empleados, más no condiciones físicas. A no ser, claro está, que queráis meteros en sectores como el de la construcción.

    Si sois capaces de demostrar que os amoldáis perfectamente a las nuevas tecnologías y que tenéis disponibilidad y disposición para trabajar, lo tendréis mucho más fácil. También os ayudará mucho el hecho de que en las entrevistas de trabajo mostréis una actitud positiva hacia la vida y el campo laboral, ya que nadie quiere contratar a una persona que se ande lamentando y quejando por esto y aquello. Dejad vuestras penas en casa, sacad la mejor sonrisa que tengáis y salid a comeros el mundo. Si tenéis una carrera laboral detrás no será tan complicado que podáis reengancharos.

    Por cierto, como comprenderéis debéis habituaros a que vuestros superiores sean mucho menores que vosotros. No vayáis a soltar chascarrillos o decir algo al respecto, pues estaréis automáticamente eliminados.

  • Mucho cuidado en cómo hacéis el currículum

    Tenemos un artículo dedicado en exclusiva a cómo hacer un currículum, pero aún así os daré aquí nuevamente algunos de los tips más importantes para elaborar uno.

    Poned una fotografía original, ya que si recurrís a las fotocopias la empresa podría pensar (y de hecho pensará) que para vosotros ellos no son más que “uno del montón”. No da buena imagen. Tampoco vayáis a poner datos personales como el sexo, el dni, el estado civil, la fecha de nacimiento o edad, la dirección o el número de afiliación a la Seguridad Social. Algunos no proceden, y otros ya tendréis tiempo para darlos si os contratan.

    También es importante que pongáis lo que habéis hecho en cada una de las empresas por las que habéis pasado; detallando de paso los logros que habéis conseguido (si es que los hay). Y por cierto, indicad claramente que tenéis disponibilidad horaria y vehículo propio. Puede ayudar mucho.

    Sea como sea, para mejorar el currículum os aconsejo que echéis un vistazo a los programas de formación que tenemos en nuestro buscador de cursos. Uno de los más grandes de habla hispana y completamente gratuito. También hay cursos online; y muchos además.

  • En Internet no hay edades que valgan

    Internet cada día ofrece más posibilidades laborales, y a día de hoy ya no es tan descabellado trabajar desde casa. Y que conste que en este sector la experiencia prima por encima de los títulos, así que si tenéis una trayectoria tras vosotros es posible que se peleen por incluiros en los equipos.

    El problema suele venir cuando hay que enfocarse, ya que en la red os encontraréis de todo. Un consejo, ofreced como servicio lo que mejor sepáis hacer (y que sea factible comercial y digitalmente). Ahí va una idea: redactor de contenidos especializado. No todo el mundo vale para ello, ya que si vuestra intención es vivir del asunto se os tendrá que dar muy bien el manejo del léxico, de la sintaxis y de todo lo que acarrea el uso de la lengua a nivel profesional. No obstante, si os gusta la escritura y tenéis amplios conocimientos de una materia, tendréis éxito.

  • Jornada de búsqueda

    Si estáis desempleados y queréis trabajar nuevamente debéis buscar trabajo activamente. No vale con apuntarse a cuatro ofertas en Infojobs y quedarse esperando mirando el vuelo de las moscas. ¡Hay que mover el culo! Imprimid 100 currículums y cartas de presentación y organizaros rutas de entrega por polígonos industriales, centros comerciales y arterias comerciales de pueblos y ciudades. Obviamente sin dejar de lado mientras tanto los grandes portales de empleo de Internet.

    Es muy importante que os toméis esto como un trabajo; con constancia y exigencia. Debéis levantaros cada día pronto, desayunar como un trabajador que va a pasar su jornada en la mina, vestiros formalmente y salir a comeros la calle. Haced la paradita de turno para comer y seguid por la tarde hasta las seis o siete. De hecho buscar trabajo debería parecerse mucho al empleo de un comercial: ir “de puerta en puerta” vendiendo vuestro producto. En este caso vuestros conocimientos o capacidades.

    Si sois rigurosos en este aspecto veréis cómo empezáis a recibir llamadas al poco de empezar. Algunas quedarán en nada, pero otras os abrirán las puertas a un cambio.

  • Reciclaje laboral

    Los tiempos cambian, y las necesidades que tienen las empresas también. ¿Habéis estado mucho tiempo en una misma empresa y os habéis visto en la calle? Entonces os vendría de fábula ampliar vuestro currículum con algún curso de actualización. Así pues nuevamente os recomiendo nuestro buscador de cursos. ¡Tenéis de todo y para todos los gustos y perfiles!

    Ahora bien, sí os digo que no es adecuado hacer un cambio de profesión radical, sino que es mucho más efectivo emplear el reciclaje para especializaros y/o poneros al día. Por ejemplo, ¿sois teleoperadores? Pues entonces podríais hacer cursos de atención al cliente. ¿Sois camareros? Un curso de alta gastronomía, uno cata de vinos o uno de barista podría abriros las puertas a restaurantes y bares de alto perfil, donde las condiciones laborales tienden a ser mejores. ¿Cuál es vuestra profesión? ¡Siempre se puede mejorar!

  • ¿Estáis dispuestos a cambiar de sector?

    Más arriba os comentaba que si estáis dispuestos a cambiar de profesión podríais tener más opciones de encontrar trabajo; a pesar de que si queréis mejorar profesionalmente sea mejor el punto anterior. Sea como sea a veces os podéis encontrar en la encrucijada de tener que aceptar una oferta que viene de otro sector completamente distinto. ¿Qué hacéis aquí?¿Decís que no con la esperanza de seguir haciendo carrera en vuestro campo o dais el salto para poder trabajar? Esto dependerá de la situación de cada uno, pero os diré dos cosas al respecto.

    La primera de ellas es que si queréis seguir acumulando experiencia en vuestro campo y no tenéis la necesidad imperiosa de cambiar, que sigáis intentándolo reciclandoos en vuestro sector. La segunda es que si necesitáis el dinero, y sobre todo si tenéis familia que mantener, os cambiéis sin dudarlo un instante. Primero lo primero. Y además ya tendréis más adelante opciones para moveros dentro de la nueva empresa a funciones más compatibles con vuestra experiencia y formación.

  • La vergüenza en el cajón

    Vais a tener que ir a muchas empresas para entregar vuestro currículum, y como era de esperar también os llamarán a hacer entrevistas de trabajo. Tened una cosa en cuenta: el NO ya lo tenéis desde que entráis por la puerta. Y lo peor de todo es que os la jugáis en una entrevista, cuando no en una charla informal al llegar por primera vez a la compañía en cuestión. Así pues dad todo lo que tengáis y que no os invada la vergüenza. Venderos, hablad con quien haga falta, preguntad por el encargado de contrataciones, decidle que sois la leche, etc. ¡Sin miedo!

    Puede que para algunos esta osadía sea razón de no contrataros, cierto; pero la mayoría verá a una persona decidida y autosuficiente. Algo que generalmente está entre los más valorado por los empresarios.

  • ¿Qué tal unas oposiciones?

    ¿Habéis probado con todo lo anterior y no habéis tenido el éxito esperado?¿Os habéis cansado de los trapicheos y de la incoherencia de muchas empresas? Entonces voy a recomendaros una cosa que podría ser la solución definitiva: oposiciones.

    Se trabajador público en España os garantiza un contrato fijo hasta el día de la jubilación, un salario que por lo general se encuentra por encima de la media, una garantía explícita de que se respetarán al pie de la letra todos vuestros derechos laborales, y lo que a veces es incluso más importante, que en el sistema de entrada y contratación no hay “dedazos” que funcionen, sino que se respeta un proceso igualitario donde se premia los resultados de cada uno en pruebas idénticas.

    Si estáis plantados en la cuarentena o incluso en la ciencuentena no habrá problema alguno, ya que la mayoría de las plazas que salen publicadas en el BOE o en los boletines regionales y municipales están abiertas para personas de todas las edades. Desde los 18 hasta los 65.

    Si os interesa esta posibilidad os recomiendo que sigáis de cerca las publicaciones que hacemos en Cursos.com, ya que constantemente estamos hablando de oposiciones.

  • BONUS: emprender

    Si tenéis experiencia el emprendimiento puede es una opción más que interesante para meteros de nuevo en el mercado laboral. Y que conste que esto no quiere decir que debáis invertir mucho en la “aventura”, pues muchos oficios y profesiones podréis desempeñarlos a través de un ordenador o saliendo a la calle; sin necesidad de tener un local u oficina donde atender a clientes. Siempre hay opciones, ¿en cuál os veis vosotros?

    Hay quienes han visto las oportunidades que hay arreglando jardines, quienes se han lanzado a planchar ropa, quienes limpian las cristaleras de los escaparates, etc. Opciones hay mil, y el único límite es la imaginación.

    Ahora bien, emprender requiere de tener cierto orden y mucha constancia, además de que hay épocas buenas y épocas malas. Muchos no están dispuestos a ello y quieren tener a final de mes la garantía de que cobrarán una cifra determinada. De ahí que no sea una opción adecuada para todo el mundo. ¿Cómo lo veis?

Artículos relacionados

Sobre el autor Jon Sainz

Programador industrial, blogger profesional y Coordinador de Contenidos de Cursos.com.

sígueme en:

Deja un comentario: