Tipos de desempleo

Tags:

Internet y las tecnologías relacionadas con las industrias del software y la robótica están metiéndonos de lleno en un mundo que apenas hace 25 años no hubiéramos siquiera imaginado. Tenemos acceso a prácticamente todo el conocimiento de la Humanidad sin necesidad de movernos del sillón de nuestro salón, podemos hablar con una persona que está en Australia sin dejarnos el sueldo por el camino, ¡e incluso podemos comunicarnos con sondas espaciales y astronautas mientras nos preparamos una pizza para cenar! ¿No es increíble? Lo llaman la cuarta revolución tecnológica; y si bien parece la panacea, también acarrea sus problemas. Vamos a ver qué puede salir mal de todo esto para la economía española y qué tipos de desempleo puede fomentar.

Automatización y desempleo

Sí, desempleo. La tecnología que poco a poco se nos está metiendo en casa, esa que nos facilita la vida increíblemente y a la cual nos estamos enganchando, también va a tener un efecto dramático de cara al desempleo en España; y especialmente en el ámbito industrial.

¿Cuántos de vosotros no conocéis personas que trabajan o han estado trabajando en cadenas de montaje? Muchos, ¿verdad? Pues sabed que estos empleos son los que primero desaparecerán. A día de hoy la robótica está preparada para sustituir gran parte de la mano de obra fabril, independientemente de que estemos hablando de sectores tan diversos como el metal, la alimentación o el textil. Las grandes compañías ya se están poniendo manos a la obra, y el hecho de que no lo hagan en masa las pequeñas no es más que por temas presupuestarios. Todo llegará cuando la tecnología siga avanzando y se abarate.

Muchos me comentaréis que esto es algo que siempre ha pasado, y en cierta manera así es. Cuando el tren se inventó las empresas de carruajes se vieron gravemente afectadas, cuando los aviones comenzaron a operar mercancías muchas empresas navales se hundieron -ja-, y así con un largo etcétera. Pero ahora es diferente, pues los cambios están siendo demasiado bruscos. Tenemos una tasa poblacional con baja formación o con estudios desactualizados que se ha encasquillado en un puesto concreto, haciendo que no tenga grandes opciones si debe ceder su sillón a un robot. ¿Qué pasará con estos trabajadores? Algunos conseguirán reinventarse profesionalmente, pero muchos, lamentablemente, pasarán a engrosar el grave desempleo estructural que tiene España.

Quienes queráis salvar este problema tenéis una opción: formaros. Inscribiros a cursos relacionados con las nuevas profesiones, poneros al día con las tecnologías de la información y analizad qué tipo de empleos pueden ser los más adecuados según vuestro perfil. Tenéis que moveros, ¡y ya! No os perdáis nuestro motor de búsqueda de cursos, ahí encontraréis más de 6.000 posibilidades.

Tipos de desempleo

tipos de desempleo

De una u otra manera las tecnologías pueden generar puestos más especializados o profundizar en el desempleo galopante que vive España en estos momentos -aún a pesar de que la cosa haya mejorado-. Así pues vamos a echar un vistazo a los tipos de desempleo que nos podemos encontrar a lo largo y ancho de la geografía nacional.

  • Desempleo coyuntural

    Cuando la economía nacional entra en recesión o sufre un golpe concreto (una regulación europea no prevista, una catástrofe, etc.) tienden a contagiarse los efectos entre empresas de toda índole. Por lo general esto suele implicar una contracción del mercado, haciendo que el volumen de negocio baje y el desempleo, por ende, se vea incrementado.

    Este tipo de desempleo es el que vivimos en España durante la explosión de la industria de la construcción. Las constructoras cayeron, se llevaron por delante a unos a y a otros, etc.

  • Desempleo estacional

    Este tipo de desempleo se refiere a cuando una economía depende en exceso de una industria cuya mayor tasa de actividad se sitúa en épocas determinadas. En España esto es típico en el turismo, cuando tras el verano las cifras de parados en este sector se incrementan; o en la agricultura, con marcadas campañas estacionales de cosechado. La solución aquí pasa por diversificar la economía.

  • Desempleo estructural

    Este tipo de desempleo es el más preocupante de todos, pues se da cuando hay diferencias entre lo que necesita el mercado y lo que ofrece este. De hecho es esto mismo lo que le pasará a España con la revolución tecnológica en la que ya nos hemos metido. ¿La solución? Formación y adaptación a las nuevas necesidades económicas. No hay otra.

  • Desempleo friccional

    Entre los tipos de desempleo que hay este es el que rompe la regla, pues es voluntario. Se suele dar cuando una persona, por decisión propia, decide dejar el puesto de empleo y dedicar su tiempo a otra cosa (por lo general estudiar o cuidar hijos). Aquí no hay mucha solución más allá de ofrecer flexibilidad laboral en las empresas. De esta manera, quienes se sientan con la necesidad de abandonar el puesto, tendrían otra opción.

Cursos que os ayudarán a no caer en el desempleo

¿No pinta bien la cosa? Pues no os preocupéis, pues como os comentaba más arriba hay salida para los diversos tipos de desempleo; y pasa por la formación. De ahí que os quiera mostrar dos cursos que os serán realmente útiles para adecuaros a lo que está pidiendo el mercado.

  • Curso Técnico Superior en Community Manager, Marketing Online y Posicionamiento Web – Estudios de Empresa

    El mundo se está digitalizando, y de hecho pocas son ya las empresas grandes y medianas que no tienen presencia en la red. Ahora bien, ya no sirve con tener una simple página para encontrar negocio en Internet, pues la competencia es grande. ¿Solución? Aplicar técnicas de gestión de redes sociales y marketing online. Por ello el curso que os ofrece Estudios de Empresa os ayudará a tomar conciencia de cómo funcionan los negocios en la red y os dará magníficas bases para profundizar en una profesión que está en alza y que no será sustituida por la automatización: la del SEO.

    En este curso aprenderéis todo lo necesario acerca de la gestión de perfiles sociales y reputación digital, además de cómo posicionar páginas web en Internet y hacer crecer las visitas y la visibilidad de los sitios. ¡Y encima 100% online!

    ¿Os interesa? Tenéis más información en “Curso Técnico Superior en Community Manager, Marketing Online y Posicionamiento Web”.

  • Curso Programación Android – SEAS

    Si tenéis bases de informática deberíais pensar seriamente en dar un paso más allá y directamente construir servicios en Internet. Y no, no me refiero a páginas web, pues el futuro está en los móviles. De ahí que si sois capaces de desarrollar aplicaciones para smartphones tendréis una profesión con futuro asegurado.

    Con este curso de SEAS aprenderéis cómo funciona Android, veréis cómo manejar gráficos, elementos multimedia y bases de datos; analizaréis a fondo cómo se controlan los sensores de los móviles, conoceréis cómo interconectar Android con otro tipo de tecnologías, etc. La verdad es que está bastante completo.

    ¿Os interesa? Tenéis más información en “Curso Programación Android”.

Artículos relacionados

Sobre el autor Jon Sainz

Programador industrial, blogger profesional y Coordinador de Contenidos de Cursos.com.

sígueme en:

Deja un comentario: