fbpx

¿Qué hay que hacer para trabajar en el CNI?

Tags:

El cine nos ha presentado siempre a los espías como personas con una vida llena de aventuras y glamour. Lo que no nos cuentan es lo que hay que hacer para poder desarrollar una profesión de este tipo. Si te interesa saber cómo trabajar en el CNI presta atención, te vamos a contar todo lo que tienes que hacer.

Ya te adelantamos que no es nada fácil, pero si le pones tiempo y ganas estamos seguros de que al final conseguirás tu objetivo.

¿Qué es el CNI?

Antes de entrar de lleno en materia vamos a ver un poco la labor que realiza el Centro Nacional de Inteligencia, más conocido como CNI.

Se trata de un organismo público que se encarga de facilitar al Gobierno información destinada a prevenir y evitar peligros, amenazas o agresiones que puedan afectar a la integridad territorial del país, su independencia, su estabilidad o sus intereses.

En la actualidad el marco jurídico de esta entidad está compuesto básicamente por:

  • Ley 11/2002, de 6 de mayo, reguladora del Centro Nacional de Inteligencia.
  • Ley Orgánica 2/2002, de 6 de mayo, reguladora del control judicial previo al Centro Nacional de Inteligencia.

Una de las características de España es que aquí las competencias en materia de inteligencia están aglutinadas en un único organismo, mientras que en otros países lo normal es tener dos o más servicios de este tipo. Lo que se consigue teniendo una única entidad pública dedicada a los trabajos de espionaje es poder coordinar mejor el intercambio de información y optimizar recursos.

¿Es peligroso trabajar en el CNI?

Está claro que no se trata de un trabajo exento de riesgos, especialmente para los agentes de campo. En noviembre de 2003 siete agentes fueron abatidos en la localidad iraquí de Latifiya cuando cayeron en una emboscada.

No obstante, es cierto que la mayor parte del personal de esta entidad trabaja en el complejo de edificios que tiene en Madrid, junto al Hipódromo.

Lo que debes tener claro es que, tal y como afirma el propio Centro Nacional de Inteligencia en su página web, no se trata sólo de un trabajo, sino de un estilo de vida. Un agente no lo es de 8:00 a 15:00 horas, sino que lo es las 24 horas del día y durante toda su vida laboral.

Se exige plena disponibilidad, puesto que la seguridad no entiende de horarios. De ahí que sólo se dé acceso a la institución a aquellas personas que demuestran que de verdad están motivados en proteger el interés común por encima de sus aspiraciones personales.

¿Qué puestos ofrece?

Las películas de James Bond nos tienen acostumbrados a gentes secretos que hacen prácticamente de todo, pero la realidad es que en los servicios de Inteligencia como en muchas empresas se tiende cada vez más a la especialización.

Precisamente por ello los puestos de trabajo que tiene ahora mismo se agrupan en las siguientes categorías:

  • Inteligencia: es el trabajo más de campo, se centra básicamente en obtener, e interpretar la información necesaria para proteger los intereses del país.
  • Operativa: aquí se engloban un conjunto de puestos de trabajo que se encargan de aquellas actividades que requieran de medios o técnicas especiales para obtener información.
  • Seguridad: la propia organización también necesita seguridad para sus instalaciones y su personal. Los trabajadores del área de seguridad protegen a la organización a nivel interno y externo.
  • Otros puestos: evidentemente para que el servicio de Inteligencia se pueda desarrollar con normalidad son necesarios otros muchos trabajadores como administrativos, traductores, economistas, especialistas en recursos humanos, asesores jurídicos, sanitarios, etc.

¿Cómo se entra en el CNI?

Lo primero que debes tener en cuenta si quieres trabajar en el CNI es que es necesario obtener una habilitación de seguridad y es un trámite que puede llegar a tardar hasta seis meses, por lo que el proceso selectivo puede alargarse durante más de un año.

Si estás interesado en formar parte del servicio de Inteligencia puedes rellenar un formulario en su página web. Procura hacerlo cuando tengas tiempo para dedicarle a esta tarea, puesto que te dan 15 minutos para rellenar los datos.

Se trata de hacer un pequeño curriculum en el que indicas tus datos personales, tu formación académica y tu experiencia profesional. Indicando además el puesto de trabajo que te interesa.

En caso de que tu perfil se pueda adaptar a alguna de las vacantes disponibles se pondrán en contacto contigo para iniciar el proceso de selección.

El proceso selectivo para trabajar en el CNI

Al ser un servicio de Inteligencia los puestos no se cubren a través de una oposición aunque se trate de un organismo público, sino de un proceso de selección. Con ello se consigue que todo el proceso sea mucho más discreto. (Si lo que te interesa es un puesto en la función pública te recomendamos el artículo “Oposiciones en Madrid 2018”).

El proceso de selección incluye diferentes pruebas que cambian en función del puesto al que optes. Lo habitual es empezar con una ronda de psicotécnicos y test de personalidad, también hay pruebas de campo y entrevistas personales.

Aquellos que son aspirantes a agente de campo deben pasar además por un entrenamiento más duro que incluye pruebas físicas y psicológicas, tanto dentro como fuera de las instalaciones del propio CNI.

Dadas las características propias del puesto de espía, lo que se le exige al candidato es que desnude su intimidad, por eso se le somete a interrogatorios sobre los aspectos más personales de su vida y directamente se le espía para obtener información sobre él y sobre su entorno.

Se supone que ningún candidato, haya pasado o no el proceso de selección, puede hablar públicamente sobre las pruebas. Pero varios candidatos han comentado su experiencia a periodistas, de ahí que el público se haya podido hacer una idea de lo realmente duras que pueden llegar a ser las pruebas para acceder a un puesto de trabajo.

Estudios para trabajar en el CNI

Si quieres trabajar en el servicio de Inteligencia español lo primero que debes tener claro es que en función de tu formación podrás ocupar un puesto u otro dentro de la organización. Vamos a verlo:

Subrupo A1:

  • Licenciados o doctores.
  • Ingenieros superiores o arquitectos.
  • Graduados universitarios.
  • Personal de las Fuerzas Armadas Españolas (FAS) que proceda de la antigua Escala Superior de Oficiales.

Subgrupo A2:

  • Graduados universitarios.
  • Diplomados.
  • Arquitectos técnicos o ingenieros técnicos.
  • Personales de las FAS que procedan de la antigua Escala de Oficiales.

Subgrupo C1:

  • Título de Bachillerato.
  • Tener aprobada la prueba de Acceso a la Universidad para mayores de 25 años.
  • Técnico Superior (Módulo de Grado Superior o F.P. II).
  • Personal de las FAS y de la Guardia Civil de la escala de Suboficiales.

Subgrupo C2:

  • Graduado escolar o graduado en E.S.O.
  • Técnico de grado medio (Módulo de Grado Medio o F.P. I).
  • Personal de tropa del FAS de carácter permanente.

Además de tener la formación exigida para el puesto que deseas obtener, con carácter general debes cumplir los siguientes requisitos:

  • Tener nacionalidad española.
  • Ser mayor de edad. En algunos casos se establecen límites de edad máxima de acceso en función de las características del puesto a cubrir.
  • No haber sido separado de la función pública mediante expediente ni estar inhabilitado para el ejercicio de funciones públicas, ni privado del ejercicio de derechos civiles.
  • No padecer alguna enfermedad o defecto físico que pueda ser incapacitante para el ejercicio de las funciones propias del cargo al que se opta.
  • Poseer o estar en condiciones de obtener un informe favorable de seguridad acorde con el trabajo a ocupar.

¿Qué perfil tiene el trabajador del CNI?

trabajar en el CNI

Muchas empresas tienen ya un código deontológico o ético con los requisitos que deben cumplir sus empleados además de los formativos, y el CNI no iba a ser menos. De hecho tiene un documento de 14 páginas en el que se establecen los 20 principios que debes cumplir si quieres trabajar para él.

  • Espíritu de la profesión: ser recto en el cumplimiento de las obligaciones y respetar los principios del código de agentes del CNI.
  • Principios de actuación: ser leal a la institución y sus principios.
  • Rectitud en el cumplimiento del deber.
  • Espíritu de sacrificio: asumiendo los riesgos personales y las exigencias propias del puesto.
  • Deber de reserva: guardar un riguroso secreto de todas las actuaciones llevadas a cabo y de las informaciones conocidas.
  • Objetividad e imparcialidad: creencias y convicciones personales no deben interferir en la actuación del profesional.
  • Dedicación y esfuerzo: aportando siempre lo mejor de las cualidades personales y profesionales.
  • Asunción de responsabilidades: aceptando las consecuencias de cada actuación llevada a cabo y de las decisiones tomadas.
  • Compañerismo: prestando apoyo leal y desinteresado a todos los compañeros, sean superiores, iguales o subordinados.
  • Autoridad y liderazgo: de modo que las acciones de los superiores puedan servir de ejemplo a los subordinados.
  • Formación: mejorar debe ser una aspiración permanente de todos los trabajadores del CNI.
  • Honradez: debe ser un principio rector en la vida de los agentes, tanto en su vida personal como en su labor profesional.
  • Ejemplaridad y reputación.
  • Disponibilidad para prestar servicio en cualquier momento y lugar.
  • Afán de superación.
  • Austeridad y rigor en la administración de los recursos públicos.
  • Proporcionalidad en el uso de procedimientos especiales.
  • Contribución al prestigio de la institución y adherencia a sus valores y su código ético.
  • Respeto al legado recibido.
  • Servicio a España.

¿Se puede colaborar con el CNI sin ser funcionario?

No cabe duda de que la seguridad nacional es un tema que nos interesa a todos. De ahí que desde el Centro Nacional de Inteligencia se ofrezcan otras fórmulas de colaboración a aquellos ciudadanos que tengan capacidades que consideren que puedan ser de utilidad para nuestro servicio de Inteligencia.

Si no te sientes capacitado/a para superar el proceso de selección para ser agente, o simplemente no quieres cambiar de forma radical tu vida al entrar a trabajar en el CNI, pero sabes que tienes habilidades y competencias que pueden resultar de utilidad para la seguridad de todos, puedes rellenar un formulario en la web para entrar a formar parte de su base de datos de colaboradores. Ellos agradecen tu labor y garantizar la confidencialidad de tu colaboración en todo momento.

Por otro lado, desde el servicio de Inteligencia te instan a que si tienes una información que considerar relevante para la seguridad nacional la pongas inmediatamente en conocimiento de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Como has podido comprobar formar parte del Centro Nacional de Inteligencia no es un proceso sencillo, pero si te identificas con sus principios y cumples con todos los requisitos exigidos desde aquí te animamos a que participes en sus procesos de selección de personal.

Artículos relacionados

Sobre el autor Mayka Jimenez

Experta en Derecho, marketing digital y Redes Sociales. Me encanta escribir ¡y leer!

sígueme en:

Deja un comentario: