¿Qué es el Visual Thinking y cómo puede ayudarte?

Tags:

El Visual Thinking es una de las más potentes herramientas que tenemos a nuestra disposición a la hora de organizar la información, tanto para nuestro propio uso como para poder comunicarnos con éxito con otras personas.
Visual Thinking explicando este mismo artículo
Visual Thinking explicando este mismo artículo
Una de las virtudes que tiene el Visual Thinking es que utiliza el potencial de los dos hemisferios cerebrales: el izquierdo, lógico, racional y analítico y el derecho, que es más irracional, imaginativo y emocional. De esta manera no solo hacemos trabajar un mayor porcentaje de nuestro cerebro, sino que este hecho hace que seamos mejores a la hora de entender y comprender la información y por tanto seamos más productivos e inteligentes. Ya te imaginarás todo lo que tendrá que decir la psicología al respecto, ¿verdad? Pues te dejamos un enlace que seguro va a ser de tu interés?

Cómo ser psicólogo. Requisitos, sueldo y cursos

Para que te vayas haciendo una idea sobre lo que es el Visual Thinking, no dejes de echar un vistazo a este vídeo en el que te lo resumen en menos de dos minutos:
https://www.youtube.com/watch?v=NCZJzepS8S4

Qué es el Visual Thinking

El Visual Thinking o también llamado “Pensamiento Visual” es una metodología, técnica o herramienta que consiste en utilizar imágenes para representar pensamientos, ideas y conceptos abstractos de una manera sencilla y que se pueda entender. De esta manera no solo sirve para ayudarnos a la hora de aclarar nuestro propio pensamiento, sino que también viene muy bien a la hora de comunicar nuestras ideas a los demás, haciendo que las comprendan de una manera bastante sencilla. Cuando hablamos de utilizar imágenes nos estamos refiriendo a todo elemento visual que no sean las propias palabras, claro. Es decir, fotografías, caricaturas o dibujos entre otros muchos recursos. Ahora bien, cuando hacemos referencia a dibujos no estamos diciendo que tengas que hacer obras de arte ni que representes fielmente la realidad. Lo importante es que para tí hagan referencia a la idea o concepto que quieres dejar claro. De todas formas, si estás interesado en aprender dibujo artístico, nos gustaría dejarte con un artículo que estamos seguros que te va a encantar:

Dibujo artístico. ¿Cuáles son los mejores cursos?

Como ya sabrás, la información que está rodeada de emociones la procesamos de mejor manera que los simples fríos datos. Por ello, al trabajar con imágenes estamos introduciendo el elemento emocional y por tanto optimizando el trabajo del cerebro.

Cómo hacer Visual Thinking

A la hora de saber cómo hacer un Visual Thinking vamos a partir de las indicaciones que dio el experto en esta herramienta Dan Roam en su aclamado libro “Tu mundo en una servilleta” del que luego te hablaremos:
  • Mirar: el primer paso es absorber toda la información visual que nos rodea, haciendo una recopilación poco detallada de lo que tenemos delante. Algunas de las preguntas que nos tenemos que hacer son: ¿Qué hay aquí?¿Qué hay allí?¿Qué falta?¿Qué sobra?¿Hay mucho?¿Hay poco?¿Qué identifico al momento?¿Qué me resulta confuso?
  • Ver: en este segundo paso procedemos a hacer una selección visual más detallada seleccionando ya la información que nos resulta importante, descubriendo e identificando pautas. Preguntas que nos podemos hacer son: ¿Conozco esto que estoy viendo?¿Lo he visto antes?¿Identifico alguna pauta o patrón?¿Qué puedo aprovechar de lo que estoy viendo?
  • Imaginar: en esta fase vamos a mirar pero en vez de hacerlo hacia afuera, lo vamos a hacer enfocando nuestros ojos al interior, utilizando la imaginación, viendo lo que no está presente, reorganizando la información y haciendo que surjan nuevas ideas. Algunas de las preguntas que nos podemos hacer son: ¿Qué formas conozco de organizar lo que veo?¿Existen formas mejores de organizar las pautas que estoy visualizando?¿Puedo manipular lo que veo para que se haga visible desde lo invisible?
  • Mostrar: esta cuarta y última fase es la más importante puesto que es cuando damos claridad a todo. En ella no solo hemos encontrado pautas, sino que además las hemos comprendido, sabemos reorganizarlas, las podemos resumir y por último hemos encontrado el mejor marco visual para dibujarlas. Un par de preguntas que podemos hacernos son: ¿Cuál es la mejor forma de dibujar la idea?¿Qué marco visual es el más apropiado para hacerlo?
Para que puedas conocer este proceso de una manera más visual, te dejamos un vídeo en el que utilizan un Visual Thinking para explicártelo:
https://www.youtube.com/watch?v=VtzRHFsa5SU

Ejemplos de Visual Thinking

Aunque te pueda sorprender a primera vista, existen diversos tipos de Visual Thinking. Te explicamos a continuación los más importantes:

Mapas mentales

En este tipo de Visual Thinking podemos visualizar los conceptos y las conexiones que hay entre ellos, permitiendo asimilar esta relación entre ellos de una manera muy rápida y sencilla. Se usan mucho a la hora de estudiar, memorizar y entender conceptos abstractos difíciles.

Modelo Canvas

Este tipo es el que se usa básicamente para concretar en papel la idea de un modelo de negocio cuando queremos emprender un nuevo proyecto empresarial. En él se ordenan de una manera visual los diversos conceptos en categorías de tal manera que nos permita ver las diferencias entre ellos. Si estás interesado en el mundo del emprendimiento, quizás te pueda interesar el siguiente artículo:

Nombres de empresas: 10 consejos para escogerlos correctamente

Metáforas visuales

En este caso se usan dibujos de elementos comunes que todos entendemos para transmitir una idea. Lo bueno es que se puede llevar a la práctica de una manera muy sencilla.

Diagramas de flujo

Usados normalmente para representar los diversos pasos de un proceso, no suelen exigir grandes dotes ilustrativas, usándose normalmente figuras geométricas establecidas de antemano.

Gráficos

Por último no podemos dejar de hablar de los gráficos, que en el fondo no dejan de ser representaciones visuales de una gran cantidad de datos que en sí mismos no suelen dar mucha información.
Ejemplo de modelo Canvas
Ejemplo de modelo Canvas

Libros de Visual Thinking

Para no volverte loco entre todo lo que te puedes encontrar sobre Visual Thinking, te vamos a dejar con los que probablemente sean los mejores libros escritos sobre el tema.
  • “Tu mundo en una servilleta” – Dan Roam
Esta es la obra clave para entender el Visual Thinking. Explica cuáles son los pasos, herramientas y reglas para hacerlo con éxito.
  • “Pensamiento Visual “ – David Sibbett
Este libro es imprescindible a la hora de utilizar el pensamiento visual en grupos y equipos. Las reuniones ya no serán iguales.
  • “Como crear mapas mentales” – Tony Buzan
Este manual es ideal si quieres aprender de una manera sencilla y rápida a hacer mapas mentales.
  • “Dibújalo” – Fernando de Pablo y Miren Lasa
Este libro aporta técnicas sencillas y ejercicios prácticos que ayudan a explorar las mil y una posibilidades del Visual Thinking.
  • “Generación de modelos de negocio” – Alex Osterwalder e Yves Pigneur
Enfocado a la creación de modelos de negocio, podrás conocer la técnica usada por Ferrán Adrià a la hora de desarrollar sus proyectos. Para que conozcas un poco más a fondo lo que es el modelo Canvas enfocado al desarrollo de ideas de negocios, te dejamos el siguiente vídeo que te lo explican a la perfección:
https://www.youtube.com/watch?v=yNUD8u5wqb4

Visual Thinking para niños

Como ya te imaginarás, el Visual Thinking es una herramienta que puede ser muy poderosa en el mundo de la educación, tanto a la hora de transmitir y explicar conceptos como para memorizar, organizar y comprender ideas. Los niños están muy abiertos a este tipo de técnicas porque no solo les hace pasar una clase diferente, sino que además pueden dar rienda suelta a sus dotes artísticas y creativas, lo que les estimula enormemente. Además, no hay que olvidar que aparte de ser algo divertido, les está ayudando a desarrollar sus cerebros, tanto cognitiva como emocionalmente, lo que en el día de mañana hará que cuenten con recursos que les vendrá muy bien a la hora de enfrentarse a las dificultades y retos que ya nos está planteando el futuro.

Artículos relacionados

Sobre el autor Carlos Póstigo

Psicólogo especializado en desarrollo personal. Formador y escritor de temática psicológica y de crecimiento personal.

sígueme en:

Deja un comentario: