Mediación: ¿qué es y cómo puede ayudarte?

Mediación

Mediación

Puede que últimamente hayas oído hablar de mediación, puede que no tengas muy claro de qué va, o puede que creas que sí sabes lo que es y que estés equivocado.

¿Qué es la mediación?

Una definición podría ser: es un método alternativo de resolución de conflictos en el que un mediador, imparcial, ayuda a las partes en conflicto a buscar una solución  a su medida que satisfaga los intereses de ambas. Esto se logra creando un espacio de diálogo, confidencial, en el que las partes, voluntariamente trabajan de buena fe y de manera colaborativa para lograr un acuerdo.

Sin embargo, yo prefiero explicarlo de otra manera. Con un cuento. Así es cómo solemos hacerlo al inicio de nuestras formaciones en comunicación efectiva y gestión de conflictos en ¿Hacemos las paces?

Se trata del cuento de la naranja, de la escuela de Negociación de Harvard.

Supongamos que te encuentras con dos niños, sólo tienes una naranja y ambos la quieren, ¿qué haces? Seguro que tu primera respuesta ha sido: partirla por la mitad. Pues ya me imagino a los dos niños llorando porque querían la naranja entera… ¿Alguna otra idea? Las respuestas más típicas suelen ser: les doy una manzana, para ninguno de los dos, me la como yo… Pero, ¿se te ha ocurrido preguntarles para qué quieren la naranja?

Pues bien, uno de los niños del cuento la quiere para hacer un zumo, así que necesita la pulpa, y el otro para hacer un bizcocho, y sólo necesita la ralladura de la piel. Solamente con una pregunta y haciendo que los niños se escuchen y hablen de sus verdaderos intereses, se puede solucionar el problema.

Eso es lo que hacemos en la mediación. ¿Ahora se entiende mejor?

La mediación civil-mercantil

 

Mediación mercantil

Mediación mercantil

Es la que más auge tiene en España en este momento , desde que en 2012 se publicó la Ley de Mediación en asuntos civiles y mercantiles (Ley 5/2012 de 6 de julio) y, posteriormente, su reglamento de desarrollo (RD 980/2013 de 13 de diciembre).

¿En qué nos ayuda aquí la mediación? Pues, prácticamente en todo lo que se nos ocurra: herencias, alquileres, contratos de todo tipo…

Y es especialmente interesante en el ámbito mercantil.

A las empresas les resultan fundamentales las ventajas que ofrece la mediación frente a otros métodos de resolución de conflictos. Desde la flexibilidad de los acuerdos que pueden alcanzarse hasta la rapidez y el coste de un proceso de mediación. Pero, sobre todo, resultan fundamentales en el ámbito empresarial dos factores: la confidencialidad y el mantenimiento o restablecimiento de las relaciones con la otra parte, ya sea ésta un cliente, un proveedor o, incluso, un competidor.

La mediación familiar

 

Mediación familiar

Mediación familiar

Aunque el derecho de familia está dentro del derecho civil, vamos a examinar este ámbito por separado, dada la enorme importancia de la mediación en los conflictos que surgen en las relaciones familiares.

Especialmente interesante resulta la mediación en este campo. Es aplicable a divorcios, disoluciones de parejas de hecho, custodias, modificaciones de medidas, familias reconstituidas, relaciones con hijos adolescentes, cuidado de familiares mayores o enfermos… Y un largo etcétera de fuentes de conflicto que surgen en las familias que se enfrentan a cambios de circunstancias que hacen que su manera habitual de funcionar cambie y sus pilares se tambaleen.

El ejemplo más claro y habitual es el de las situaciones de separaciones y divorcios, sobre todo cuando hay hijos de por medio.

En estos casos es especialmente importante acudir a un método de resolución del conflicto que permita mantener las relaciones entre las partes. Es importante tener en cuenta que, cuando tenemos hijos en común, por mucho que dejemos de ser una pareja, siempre seremos una familia.

La mediación penal y la justicia restaurativa

Mediación penal

Mediación penal

La mediación penal es sólo una de las múltiples herramientas de la justicia restaurativa.

La justicia restaurativa es una corriente dentro del derecho penal que pone el acento en la reparación a la víctima frente al derecho penal tradicional que se basa en la rehabilitación del reo a través de la pena y otras medidas complementarias.

En la mediación penal, lo más importante es la reparación del daño causado a la víctima. Es fundamental no sólo la voluntad de ambas partes de acudir a la mediación, sino, además, que el causante del daño reconozca su responsabilidad, quiera pedir perdón y quiera reparar el daño que ha producido a la otra persona.

Es un tipo de mediación muy especial, muy delicada y que, por supuesto, no es aplicable a todos los casos.

Sin embargo, sus resultados son asombrosos. Como en cualquier otro caso, cada persona, o cada víctima, es un mundo. Y, por eso, es muy respetable que una víctima no quiera participar de este tipo de soluciones y sólo quiera que se aplique la pena que corresponda. Para otras personas, el poder escuchar una disculpa, una explicación por parte de su agresor, resulta extremadamente sanador. Dependerá siempre de cada caso.

Por supuesto, el derecho penal en España es indisponible, por lo que,en estos casos, ya diferencia del ámbito civil-mercantil, la mediación no sustituye al juicio, simplemente lo complementa. No se pacta, en ningún caso, la pena que corresponda al que ha cometido el delito. Simplemente se piden y aceptan disculpas y se intenta reparar el daño causado, bien de forma económica o bien de otros modos.

La mediación educativa

 

Mediación educativa

Mediación educativa

La mediación educativa es una modalidad de mediación a la que tengo especial cariño por mi vinculación a la misma a través de la asociación ¿Hacemos las paces?.

Últimamente se oye mucho hablar de mediación escolar como una medida preventiva al acoso escolar o bullying.

La mediación escolar consiste en formar en los centros educativos a un grupo de mediadores (pueden ser sólo alumnos, o alumnos, profesores y padres) e instaurar un protocolo de mediación para poder resolver o tratar los conflictos que puedan surgir.

La mediación educativa es un paso más. Consiste, además, en concienciar e involucrar a toda la comunidad educativa en la gestión pacífica de conflictos. Se consigue así que muchos conflictos no lleguen  ni siquiera a surgir, otros se resuelvan directamente por las partes enfrentadas sin intervención de terceros, otros vayan a mediación y, por último, unos pocos se sigan resolviendo de la manera tradicional por el tercero-autoridad.

Como veis, de lo que se trata es de educar a nuestros niños en una manera distinta de comunicar, escuchar, entender al otro (que no compartir, ni convencer) para que se conviertan en adultos capaces de autogestionar sus conflictos o de acudir a métodos pacíficos de resolución de los mismos.

Otros ámbitos interesantes: mediación laboral, administrativa, sanitaria, deportiva, comunitaria, hipotecaria…

Mediación hipotecaria

Mediación hipotecaria

Por último, me gustaría añadir que hay otros muchos ámbitos en los que se aplica la mediación con excelentes resultados. Muchos de ellos están incluidos en el ámbito civil-mercantil, por lo que les resulta de aplicación lo dispuesto en la Ley 5/2012.

Sin embargo, se tratan como modalidades diferenciadas por las especialidades de los supuestos a los que se aplican.

Podemos mencionar, entre otros los siguientes tipos de mediación:

  • laboral: para conflictos entre empresas y trabajadores (despidos, reclamaciones individuales de todo tipo, negociación colectiva…)
  • administrativa: para conflictos entre los ciudadanos y las Administraciones Públicas.
  • sanitaria: para conflictos entre pacientes y personal sanitario (reclamaciones de responsabilidad profesional…)
  • deportiva: similar a la mediación educativa pero en clubes deportivos. Además, para todo tipo de conflictos empresariales en el mundo del deporte.
  • comunitaria: para conflictos vecinales, de convivencia, en barrios multiculturales…
  • hipotecaria: para conflictos entre deudores hipotecarios y entidades bancarias.

Y, así, podríamos seguir con un largo etcétera de situaciones, relaciones y ámbitos en los que la mediación puede ser una buena manera de buscar una solución.

¿Os animáis a probarla?

 

Sobre el autor Loreto Reyna

sígueme en:

Deja un comentario:

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros que nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. más información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close