Portada / Cursos / Deportes y Ocio / Curso de Monitor de Yoga

Curso de Monitor de Yoga

¿Te preocupa la salud física y mental de la sociedad actual? ¿Te gustaría ayudar a rebajar los niveles de preocupación, estrés o ansiedad que tanto han aumentado en estos últimos años en que cada uno de nosotros? El Yoga es una de las mejores medicinas que, al igual que otras actividades deportivas, ha sido (y está siendo) la vía de escape con la que traer paz, estabilidad emocional y bienestar corporal a nuestras vidas.

Si estás pensando en convertir esta disciplina física, mental y espiritual en una profesión de futuro a la que cada vez acuden más personas, en Cursos.com te ofrecemos la solución. Fórmate con un curso de Monitor de Yoga y adquiere los conocimientos que necesitas para abrir tu propio centro de yoga o trabajar en cualquiera de tu elección.

¡Emprende el camino hacia una vida sana y gratificante!

0
millones: personas que practican yoga a nivel mundial
0
proyección de crecimiento para 2025 en todo el mundo

¿Qué es un monitor de yoga?

El mundo en el que vivimos las sociedades occidentales nos conduce cada vez más a situaciones de estrés, ansiedad y preocupación por el futuro que repercuten directamente en nuestra salud física y mental. Si la pandemia ha conseguido algo ha sido poner en foco esta problemática y llevarla a la conversación pública.

Una de las actividades que más puede ayudar a rebajar estos niveles de malestar en la sociedad es el deporte, y más concretamente, el Yoga. Y es que esta disciplina, surgida en la India hace más de 3.000 años, ha aumentado su base de seguidores muy considerablemente en el último año, en España y en todo el mundo.

Un monitor de yoga es el maestro que enseña a cualquier tipo de persona cómo realizar los ejercicios físicos y de relajación a nivel técnico, y a través de diversas disciplinas como el Hatha, el Kundalini, el Vinyasa o el Iyengar. Con esta última, por ejemplo, podremos incidir en la rehabilitación de lesiones.

Funciones de un monitor de yoga

Una vez hemos explicado en qué consiste ser un monitor de yoga, vamos a repasar las distintas funciones que tendrás que llevar a cabo en tu futuro trabajo, tanto en un centro especializado como por tu propia cuenta. ¡Toma nota!

Una de las principales tareas que tendrás como monitor de yoga será la de comunicar y enseñar cómo se realizan los distintos asanas. Es decir, las diferentes posturas corporales que buscan mejorar nuestro equilibrio y flexibilidad a través de la respiración y de la conexión entre cuerpo y mente.

No existe un solo prototipo de practicante de yoga. A nuestra aula acudirán personas muy distintas con problemas de todo tipo. Habrá quien vaya porque está pasando por una mala etapa a nivel emocional, quien querrá mejorar su condición física a nivel terapéutico o quien utilice el yoga como rehabilitación para superar una lesión corporal. Tu función será la de recomendar y practicar la disciplina de yoga o los ejercicios adecuados a sus necesidades concretas.

La faceta del yoga dedicada al bienestar mental es igual de importante que la puramente física. Tendrás que enseñar a dirigir la respiración (pranayama), en sesiones individuales o grupales; así como practicar la visualización de imágenes mentales que nos ayuden a encontrar el equilibrio y la paz “espiritual”.

Temario del curso de Monitor de Yoga

Cualquiera de los cursos de Monitor de Yoga que te ofreceremos está compuesto por un temario dividido en unidades formativas, que se centran en enseñar aspectos concretos de la disciplina. Estas son algunas de las más comunes:

Introducción al yoga

En cualquier curso de Monitor de Yoga tendremos un primer módulo formativo dedicado a conocer la historia, filosofía y evolución del yoga, así como los distintos tipos o escuelas que existen en la actualidad.

La respiración

En la práctica del yoga, la base de todo es la respiración, llamada pranayama. En esta unidad o unidades formativas tratarás todos los aspectos relacionados con ella y las técnicas necesarias para su control, dirección y enfoque.

Técnicas asanas

Seguramente el bloque formativo más amplio será el dedicado a aprender y controlar las posturas estáticas propias de cada escuela del yoga. Estos ejercicios podrán ser de pie, sentado o los llamados “de extensión” (los más complejos y desafiantes, pero a la vez los más beneficiosos).

Gestión de espacios y recursos

Además de una disciplina, el yoga también es un negocio, por supuesto. Si quieres montar tu propia escuela necesitarás competencias en gestión y administración de una empresa, así como los procedimientos necesarios para reservar y utilizar espacios públicos en tu municipio. En cualquier curso de Monitor de Yoga habrá una unidad formativa dedicada a este aspecto.

Salario de un monitor de yoga

Uno de los aspectos más importantes a la hora de decantarte por una actividad laboral es, por supuesto, la nómina que recibirías a final de mes. En el caso de un monitor de yoga principiante, podrá cobrar unos 30 euros por sesión, lo que suponen unos 1.100 euros brutos al mes, aproximadamente. Cuando ya hayas adquirido una experiencia considerable, podrás alcanzar hasta los 3.000 euros mensuales.

¡Decántate por el curso de Monitor de Yoga que más se adapta a ti!

Ahora que ya te has informado de todo lo necesario para iniciar un curso de Monitor de Yoga, toca ponerse a ello. Escríbenos a través de este formulario y nos pondremos en contacto contigo para ayudarte a elegir la academia o centro formativo que mejor se adecúe a lo que buscas.

Da el pistoletazo de salida a tu carrera como monitor profesional de yoga y enfoca tu pasión en ayudar a los demás a tener un día a día mucho más pleno, estable y armonioso. ¿A qué estás esperando?